Informacion economica sobre Cuba

El prófugo de EEUU que se refugió en Cuba: ahora lo quieren de vuelta
Publicado el Martes 5 mayo de 2015 , 6:00am

La nueva era de las relaciones entre EEUU y Cuba ha abierto una nueva
interrogante: qué pasará con los refugiados norteamericanos en la isla
caribeña. Uno de ellos es Charles Hill que hace 44 años mató a un
policía y se refugió en la isla, tras secuestrar un avión. Ahora Estados
Unidos lo quiere de vuelta, para juzgarlo.

La noche del 8 de noviembre de 1971, Charles Hill se vio envuelto en la
muerte de Robert Rosenbloom, teniente de la policía de Albuquerque,
Nuevo México.

Charles, que ya había sido sargento paracaidista en Vietnam, pertenecía
por aquel entonces a la República Nueva África (RNA): una organización
separatista que buscaba fundar una nación afroamericana en cinco estados
del sur estadounidense: Louisiana, Mississippi, Alabama, Georgia y
Carolina del Sur.

Cuando el FBI desmanteló la sede de la organización en Oakland, en
agosto de ese año, a Charles no le quedó más remedio que huir. Y ahí
mató a un policía: Robert Rosenbloom.

Después de esconderse en un par de casas, y de pernoctar durante dos
noches en un bote de basura cercano al aeropuerto, Charles y sus
compañeros secuestraron un Boeing 737 con destino a Chicago y lo
desviaron a Tampa. Allí, exigieron que les llenaran el tanque de
combustible, liberaron a la tripulación retenida, y siguieron rumbo a La
Habana.

Ya en Cuba, Charles creyó que iba a recibir entrenamiento para proseguir
la “lucha revolucionaria en África”. Pero la vida de Charles, vista
desde hoy, no pudo haber sido más cubana.

Cortó caña, sembró pangola y en 1975 comenzó a estudiar Historia. En
1979, lo condenaron por falsificar recibo de divisas. De cuatro años,
cumplió 14 meses. En 1986, lo encarcelaron durante ocho meses por
posesión de marihuana.

Luego comenzó a traducir textos del inglés para particulares, sobre todo
manuales de religión. Espoleado por la necesidad, trocó el marxismo por
los santos africanos.

Hoy es babalawo –especie de príncipe de la religión yoruba, hijo de
Shangó y Oshún–, y lleva consigo un gato negro llamado King y fue
encontrado por la BBC de Londres a quien le contó que sabe que en
cualquier momento puede terminar de por vida en una cárcel federal de
los Estados Unidos.

“Mi signo Ifá dice que para mantener a raya la justicia tengo que tocar
la puerta tres veces, abrirla y cerrarla tres veces, soplar alcohol tres
veces más, o tener un gato negro que la ahuyente”, explica.

Charles es el único de los tres prófugos que ha vivido lo suficiente
como para cargar con todo lo que la muerte de Rosenbloom implica, y
también para presenciar los súbitos virajes de la historia.

La ironía de su caso estriba en que es probable que Barack Obama, el
primer presidente negro de Estados Unidos, sea quien negocie su
devolución a Estados Unidos.

En 1996, Bill Richardson, representante de Nuevo México, había viajado a
La Habana para pedir su devolución. Pero 1996 fue el año en que las
relaciones entre el gobierno de Clinton y el de Fidel Castro alcanzaron
su máximo punto de tensión.

Sin embargo, el actual reclamo de extradición de Susana Martínez,
gobernadora de Nuevo México, no parece descabellado, sino muy oportuno.

La presencia de refugiados en Cuba es el argumento principal por el que
la Casa Blanca mantiene al país en la lista de patrocinadores del
terrorismo. Hill enfrenta cargos estatales por la muerte del policía
Rosenbloom y federales por el secuestro del avión con el que escapó a
Cuba, por los que podría ser condenado en Estados Unidos a cadena perpetua.

La vida actual

Tiene en Cuba una hija de 29 años y un hijo de 8 llamado Antar.

Como el retiro de 10 dólares mensuales no le alcanza, Charles ocupa el
tiempo en buscar dinero para sus hijos. Se va a La Habana Vieja y hace
de guía turístico.

A principios de abril, Charles se reunió en La Habana con Jason Flores
Williams, abogado de Santa Fe, Nuevo México, quien se ofreció a
defenderlo como caso probono (o sea no le cobrará honorarios). Charles
firmó el contrato y reconoce que Williams le causó muy buena impresión.

Por lo pronto, Williams ya preparó una moción, de la cual Charles guarda
una copia, contra ciertos procedimientos de la gobernadora Susana
Martínez en el caso No: 71-CR24530 (el de Charles).

Otros buscados

Charles forma parte de un grupo de prófugos que encabeza Joanne
Chesimard, o Assata Shakur, legendaria líder de los Black Panthers que
fuera condenada a cadena perpetua en 1973 por el presunto asesinato de
un policía de New Jersey, escapara en 1979 de Hunterdon County, prisión
de máxima seguridad, y obtuviera refugio en La Habana desde 1984. Su
cabeza tiene un precio de US$ 2 millones. “Por eso yo no sé nada de ella
ni quiero saberlo”, dice Charles.

Source: El prófugo de EEUU que se refugió en Cuba: ahora lo quieren de
vuelta – http://www.republica.com.uy/lo-quieren-de-vuelta/515025/


Related Articles:

Print Friendly, PDF & Email

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Calendar
Please help us to to pay for more powerful servers. Thank you.
Peso Convertible notes
Peso Convertible
Archives